Zorrotz

Jin, Jiyan, Azadi: Para no olvidar Jina Amini

Artistas vascas se solidarizan con las mujeres y el pueblo iraní 

Jina (Mahsa) Amini era una joven kurda de 22 años. Vivía en la ciudad de Seqiz (Saqqez). 

El 13 de septiembre, Jina y su hermano se dirigían de su ciudad natal a Teherán cuando fueron detenidos por la policía moral que acusó a Jina de no llevar el hijab (el pañuelo) de manera correcta, pues dejaba fuera una parte del pelo. Jina fue llevada a una comisaría en la capital. Después de unas horas, cayó en coma y fue llevada al hospital, donde finalmente murió el 16 de septiembre. Si bien las autoridades oficiales hablaron de «problemas cardíacos repentinos» o más tarde también de condiciones preexistentes, los familiares de Jina denunciaron las mentiras y dijeron que la joven había sido golpeada y torturada por varios agentes de policía en el camino y en la estación de policía. 

El hermano de Jina fue golpeado también. Y unos días después un grupo de hackers a través de «Iran International», un medio de la oposición iraní en el exilio, filtró los registros del hospital con tomografías computarizadas de Jina, que mostraban claramente que había muerto por golpes a la cabeza.

El gobierno iraní inmediatamente trató de encubrir lo que había sucedido. Las autoridades policiales exigieron que los padres de Jina enterraran el cuerpo de su hija la misma noche en la cual lo recibieron. Los padres se negaron y no la enterraron hasta la mañana siguiente en Seqiz, que fue el punto de partida de los levantamientos populares en todo el país. 

Manifestaciones populares

El 17 de septiembre, comenzaron las protestas y manifestaciones en Seqiz, que rápidamente se extendieron a otras ciudades del Kurdistán oriental como Ûrmiye (Urmia), Serdeşt (Sardasht) y Sine (Sanandaj). Las mujeres jóvenes han dominado las manifestaciones desde el principio. Las dos consignas centrales que han estado resonando en las calles de casi todas las ciudades de Irán durante días son «Jin, Jiyan, Azadî» (Mujeres, Vida, Libertad) y «Bimre dîktator» (Muerte al Dictador). 

Hay manifestaciones populares en todo el país desde hace dos semanas. En la capital, Teherán, como en muchas otras metrópolis y ciudades más pequeñas, la gente sigue saliendo a las calles. Las manifestaciones empezaron en las ciudades kurdas de Rojhilat (Kurdistan del este), para extenderse a todas partes del país y por diferentes grupos étnicos, lideradas por mujeres, kurdas, persas, árabes, azerbaiyanas y baluchis.

Los manifestantes piden una investigación sobre el asesinato de Amini y la condena de los asesinos, el fin de las políticas feminicidas en Irán pero también el fin del régimen islámico en Irán.

En los últimos años, ha habido repetidas protestas en Irán. Pero el tamaño y la extensión de estas manifestaciones parecen mucho más amplios. La solidaridad internacional también es muy grande. Especialmente en las redes sociales, cientos de miles de personas están ejerciendo presión para que la lucha de las mujeres y el pueblo de Irán en general encuentre su lugar en la prensa dominante. Las acciones de solidaridad con las protestas en Irán han tenido lugar y continúan teniendo lugar en todo el mundo. 

El régimen en afán 

Poco antes de que el presidente iraní, Ebrahim Raisi, pronunciara su discurso en las Naciones Unidas en Nueva York el 21 de septiembre, en el que guardó silencio sobre los acontecimientos en su propio país, Internet se cortó en grandes partes de Irán y especialmente en el Kurdistán oriental. Primero, las plataformas de redes sociales como Instagram y WhatsApp fueron bloqueadas, y ahora todo internet está bloqueado y con dificultades la población logra sacar imágenes y mensajes. 

133 muertos 

Iran Human Rights ha confirmado al día 2 de Octubre 133 muertos. Un balance destinado a crecer porque el día 3 de Octubre han circulado videos de ataques brutales por parte de las fuerzas de seguridad iraní contra estudiantes de la universidad de Sharif en Tehran. 

Solidaridad internacional 

El PEN kurdo ha declarado en un comunicado que “el sistema Iraní siempre se posiciona en contra de quienes reclaman libertad y de los pueblos. Durante los levantamientos y protestas en todo Irán, muchos manifestantes han sido asesinados, heridos o detenidos. También se ha atacado y detenido a muchos periodistas, académicos y activistas de derechos humanos.”

El PEN hizo un llamamiento a “la opinión pública mundial” que “debería prestar atención a la voz del pueblo iraní, especialmente de las mujeres que han sido reprimidas y privadas de los derechos humanos más básicos durante los 40 años de gobierno de la República Islámica de Irán, y debería hacer su parte para garantizar que se satisfagan sus demandas más humanas y naturales. Pedimos a los escritores, artistas e intelectuales kurdos del Kurdistán, de Europa y del mundo, a todos los centros de PEN y a PEN Internacional que defiendan este levantamiento con su lucha y sus diversas acciones, y que estén al lado de los pueblos iraníes que exigen libertad”.

El director kurdo iraní Bahman Ghobadi ha sido entre los primeros a publicar un llamamiento a los artistas de todo el mundo para que se solidarizaran con el pueblo iraní. 

Ghobadi ha escrito una carta abierta a la Academia de Cine, solicitando que defienda los derechos civiles de la gente de su país.

El cineasta escribió: “El pueblo iraní ha salido a las calles a protestar contra el régimen. Nosotros, mi pueblo y yo, necesitamos su apoyo para difundir esta noticia y apoyar al pueblo iraní y sus legítimas protestas. Necesitamos tu apoyo más que nunca. Por favor, ayúdenos a difundir la palabra.”

Otros cineastas que agregaron sus nombres a las protestas incluyen a Shirin Neshat, Zar Amir Ebrahimi, Pegah Ahangarani, Abdolreza Kahani, Ali Abbasi, Kaveh Farnam, Farzad Pak, Ali Ahmadzadeh.

El presidente de la Academia, el productor y novelista irlandés Mike Downey, dijo: “La Academia de Cine Europeo apoya plenamente a los cineastas iraníes que protestan contra la actual ola de supresión que se extiende por todo Irán. La industria del cine y los documentalistas no tienen miedo en sus intentos de registrar las medidas enérgicas. Irán ahora está sujeto a las restricciones de Internet más severas vistas desde que estalló el antigubernamental masivo en noviembre de 2019. Aborrecemos la censura en todas sus formas y apoyamos plenamente a los cineastas iraníes que luchan por sobrevivir en un clima de terrible represión”.

Artistas vascas en solidaridad con las mujeres Iraní 

Varias escritoras vascas, bertsolari (improvisadoras populares de versos en vasco), periodistas, traductoras han publicado videos en solidaridad con las mujeres y manifestantes en Irán. 

Artistas vascas se solidarizan con las mujeres y el pueblo iraní (ZORROTZ)

Las artistas repitieron en sus mensajes el lema ya internacional Jin, Jiyan, Azadi (Mujer, Vida, Libertad), tanto en kurdo como en euskera «Emakumeak, Bizitza, Askatasuna».

Uxue Alberdi, bertsolari y escritora

Danele Sarriugarte, escritora y traductora

Idurre Eskisabel, escritora y periodista

Miren Amuriza, bertsolari

Nerea Elustondo, bertsolari

Nerea Loiola, escritora

Oihana Bartra, bertsolari

Amaia Iturriotz, bertsolari

Escribe un comentario

Archivo

Tienda

Show Buttons
Hide Buttons